Google+ Badge

jueves, 14 de marzo de 2013


La tarde  tiene aroma a tilos en flor.
Cae el tul del horizonte
Oscuros alfileres de cenizas
El sol sepulta sus pies en las sombras.

Campanadas a lo lejos dejan oír
Su sonido húmedo sin armonía.
Las golondrinas cruzan la playa.
Aletean estrellas en lo alto.

En mi los poemas crecen
Pistilos luchan por ser azucenas
Miro el espejo móvil de las aguas
Soy el atlas de un territorio sin creador

Una voz que alumbra en la ceguera
Camino pavimentado de palabras
Flor entre los escombros
El aroma agrio del mar cuajado en la cara.

Soy la arena bajo el encaje puro del poema
Mariposa invisible que vaga solitaria
El agua con gusto a jazmín de tu garganta
Soy la embajadora del alma….

No hay comentarios:

Publicar un comentario