Google+ Badge

domingo, 8 de abril de 2012

tarde


a tarde se cubrió de amapolas,
Tersas, sublimes,
Mis ojos vacíos, se aferran a las sombras,
Soy un ave solitaria,
Sin
Quejido, sin rumbo,
El mar se abre como una boca azulada,
Garganta oscura,
Que grita sin voz,
Gritos milenarios de antiguas humanidades,
Horizontales fuegos que apaga el océano,
Mi alma se hace verso, y me crecen más las alas,
Al fin debo volar,
En la oscuridad ala luz de las estrellas,
Cesaran mis senderos.
Nada llevo, nada poseo,
Nada me detiene, ni el ancla fuerte de tu cuerpo….
Fantasmales pensamientos recorren mis caminos internos,
No puedo sembrar una gota de luz en mi mirada,
Hirsutas caricias,
Llorar lejano,
Claridad abandonada sobre las piedras de algunos sueños tirados,
En mi tumba de cristal. Me hallo.
Horadadas del alma,
Silente voy hacia el mar de lentejuelas que me espera,
Para darme un respiro,
Cierro mis alas, no volare,
Me sumergiré en las tibias aguas saladas
Del olvido….
Y dejare que las rojas amapolas
Sean mi nicho….
 ·  · 

No hay comentarios:

Publicar un comentario